En detalle

¿Qué consecuencias trae la actitud docente a los estudiantes?


Eliane Casagrande Tadioto

Este trabajo fue presentado al Curso de Pedagogía, Grado de Modalidad, para los primeros años de la Escuela Primaria, al Centro de Educación Abierta y a Distancia del Instituto de Educación de la Universidad Federal de Mato Grosso, como parte del proceso de evaluación del Área de Matemáticas.

Hoy en día, se habla mucho sobre el desempeño del maestro en el aula. Muchos profesionales, incluso sabiendo que su forma de trabajar y la postura en el aula pueden tener consecuencias positivas o negativas para sus alumnos, todavía se imponen a estos alumnos de manera autoritaria. No saben que las consecuencias para los estudiantes son desastrosas porque la mayoría de ellas terminan odiando al maestro, la materia y, en consecuencia, la escuela en la que estudian.

Cuando el maestro asume una postura autoritaria, el alumno pierde toda capacidad de crear, interactuar, construir su propio conocimiento, plantear y probar hipótesis, así como toda su autonomía en relación con los desafíos propuestos. El estudiante se convierte en un espectador y asiste a clases impartidas por el maestro supremo como si fuera una película en la que el guión ya está escrito y no se puede cambiar.

Uno de los mayores desafíos que enfrenta la escuela en estos días es abordar de manera efectiva uno de sus principales objetivos: permitir a los estudiantes hacer algo que aún no se ha hecho, estimular La capacidad creativa de los estudiantes.

La forma tradicional en que se presentan algunos maestros se refiere al papel de la escuela, la transmisión de conocimientos elaborados, con el objetivo de transmitir al alumno los conocimientos y valores acumulados por las generaciones y transmitidos como verdades. Los contenidos trabajados por estos docentes están separados de la experiencia del alumno y de las realidades sociales en las que participan.

El método de enseñanza tradicionalista se basa en la exposición verbal de la asignatura (clase de contenido expositivo), en la que tanto la exposición como el análisis son realizados por el profesor, es decir, expone el contenido preparado a los estudiantes considerando que son todos iguales, o es decir, no consideran la diversidad intelectual del conocimiento dentro del aula.

En la relación de este maestro con su alumno, predomina la autoridad del maestro, que exige la actitud receptiva de los alumnos y evita cualquier comunicación entre ellos durante el curso de la clase. El profesor transmite el contenido en forma de verdad para ser absorbido. En consecuencia, la disciplina impuesta es el medio más efectivo para garantizar la atención y el silencio.

Sabemos que el objetivo principal de la escuela es hacer que el estudiante sea un ser pensante y activo en la sociedad en la que se inserta. Crear condiciones para que este alumno sea autónomo en la construcción de su conocimiento.

A lo largo de la interacción profesor / alumno, corresponde al primero mediar y ayudar al alumno en la tarea de aprender, permitiéndole pensar con autonomía. Para aprender, el estudiante debe tener a su lado a alguien que lo perciba en diferentes momentos de la situación de aprendizaje y lo ayude a evolucionar durante el proceso de enseñanza y aprendizaje, para alcanzar los niveles de conocimiento más altos posibles.

La escuela deseada por todos tiene como objetivo despertar en el alumno la posibilidad de trabajar por la democratización en todos los sectores de la sociedad. Así, la llamada educación crítica busca la lucha por la transformación de la sociedad, desde la perspectiva de su democratización efectiva y concreta, alcanzando los aspectos políticos, sociales y económicos.

El profesional docente debe actuar como facilitador o mediador entre el conocimiento y el alumno. Depende de la escuela contribuir a la eliminación de la selectividad social y hacer una educación democrática. Al actuar de esta manera, contribuiremos a que los estudiantes sean conscientes, pensantes y seres activos dentro de la sociedad en la que participan.

En este contexto, traemos a discusión: cuáles son las consecuencias de la actitud autoritaria del maestro de clase sobre los estudiantes, porque entendemos que el papel de la enseñanza puede contribuir favorablemente o no a la formación de un ciudadano crítico.